Guía de Transformaciones Estéticas
misceláneas

Atención mujeres entre 50 y 60 años

¿Quién dijo que entre los 50 y 60 años las mujeres estamos fuera de circulación, sin posibilidad de seducir hasta a hombres más jóvenes que nosotras?

Según el blog Tendencia Estética los tiempos han cambiado y ninguna mujer de esa edad se siente una abuela, todavía estamos para dar batalla. Las técnicas de la Cirugía Plástica avanzan a pasos agigantados, la recuperación de los post operatorios son más sencillos y menos traumáticos y los procedimientos son cada vez menos invasivos.

Gracias a las nuevas técnicas es posible mantener un rostro terso, juvenil y atractivo. Sin embargo, el paso de los años es inexorable los tejidos de la piel se debilitan y comenzamos a notar una flacidez nueva e irritante. Es un desgaste natural que envejece nuestro semblante y para el que muchas personas buscan solución. Por eso queremos que conozcas unos procedimientos quirúrgicos que te pueden ayudar mucho para lograr un efectivo rejuvenecimiento del rostro.


Blefaroplastia

La Cirugía de Párpados, conocida técnicamente como Blefaroplastia, es un procedimiento en el que se extrae grasa y, muchas veces, exceso de piel y músculos, de los párpados superiores e inferiores.

La blefaroplastia es una operación sencilla y se ejecuta bajo los efectos de la anestesia local. Tiene una duración aproximada de 1 hora y en tan solo una semana se podrán observar los resultados definitivos.

Para realizar esta intervención se llevan a cabo incisiones por la parte interior del párpado, evitando así la creación de cicatrices visibles. Desde allí se procede a extraer la grasa sobrante, así como a eliminar cualquier tejido que deteriore la estética de la persona.

Es una operación sencilla y se ejecuta bajo los efectos de la anestesia local. Tiene una duración aproximada de 1 hora y en tan solo una semana se podrán observar los resultados definitivos.

Es una intervención que se puede llevar a cabo en forma exclusiva o en simultáneo con otros procedimientos quirúrgicos faciales, tal como un estiramiento de piel facial o un Lifting para elevar las cejas. Si no te gustan las operaciones y no querés pasar por una cirugía de párpados sin el riesgo de las cicatrices, podés acudir a la blefaroplastia química Es ideal para Es ideal para personas que tienen arrugas en los párpados, flaccidez en la piel, ojeras marcadas o bolsas de grasa.


Lifting facial

Es ideal para personas que tienen arrugas en los párpados, flaccidez en la piel, ojeras marcadas o bolsas de grasa y para quienes desean mejorar su aspecto sin pasar por una cirugía de párpados sin el riesgo de las cicatrices.

El lifting facial puede realizarse en el cuello, la cara o la papada, quitando unos años de encima de forma rápida y segura. Es perfecto para quitar las arrugas que aparecen en la frente, y para estilizar el cuello y eliminar los excesos de grasa.

Este procedimiento puede realizarse en el cuello, la cara o la papada, quitando unos años de encima de forma rápida y segura. Es perfecto para quitar las arrugas que aparecen en la frente, y para estilizar el cuello y eliminar los excesos de grasa. Los resultados se logran a través de incisiones en zonas estratégicas de la cara, como los bordes del cuero cabelludo. De esta manera se evitan dejar cicatrices visibles y se cumplen las expectativas de cada paciente. La intervención dura entre 3 y 5 horas, se lleva a cabo con anestesia general y su recuperación tarda alrededor de dos semanas.

Si preferimos no pasar por quirófano, podemos obtener buenos resultados relativamente duraderos gracias a la colocación de hilos tensores, que incluso pueden anclarse al cuero cabelludo para elevar un poco más las facciones flácidas.

La reposición de los volúmenes mediante rellenos y otra serie de infiltraciones a nivel profundo es muy frecuente, para corregir aquellas zonas donde ha empezado a vaciarse la grasa. Hablamos, por ejemplo, de los pómulos o la zona del arco mandibular, con la idea de tensar y levantar ese tejido que está descolgado. La combinación con hilos tensores espiculados, como podemos intuir, es muy interesante en este ámbito.


Rinoplastia

Operación de nariz. Se realiza con anestesia local y que tiene una duración aproximada de entre 1 y 3 horas. Además de ayudar a mejorar la estética, la correcta ubicación del tabique puede acabar con los problemas respiratorios y evitar los ronquidos. Es una operación que se realiza con anestesia local y que tiene una duración aproximada de entre 1 y 3 horas. Además de ayudar a mejorar la estética, la correcta ubicación del tabique puede acabar con los problemas respiratorios y evitar los ronquidos.

Es una una innovadora técnica que permite el remodelar la nariz con menos traumatismo, sin inflamación ni hematomas. Mediante un dispositivo ultrasónico permite la corrección de las estructuras óseas de la nariz, remodelando su perfil. La rinoplastia ultrasónica es el procedimiento más avanzado para esta intervención. Se realiza con un aparato que sustituye a los tradicionales escoplo y martillo para limar y cortar el hueso y permite limar el dorso sin dañar los tejidos de alrededor. De este modo el paciente no sufre los golpes del martillo que realiza el cirujano cuando tiene que fracturar un hueso.

Con esta técnica el cirujano logra producir la desintegración del hueso sin golpes. Actúa sobre el tejido duro, el hueso, sin interferir sobre la mucosa, los vasos sanguíneos que recubren el hueso y el resto de los tejidos blandos.

Algunas de sus principales ventajas: Reduce el trauma de los tejidos blandos y vasos sanguíneos que rodean la nariz, disminuyendo los moratones y la hinchazón. Remodela los huesos nasales con suma precisión. Previene fracturas óseas incontroladas, debido al uso de los escoplos y del martillo. En cuanto a la recuperación post operatoria es más rápida, y los pacientes vuelven a sus actividades diarias mucho más rápidamente.