» cirugías
Con los pantalones esas colas lloronas y caídas no se notan tanto. ¡Pero qué hacer cuando hay que caminar por la playa! No desesperes. No te deprimas. La Cirugía Estética ofrece el lifting de cola. Aquí te contamos para quién es viable y cómo se realiza.

¡Arriba el ánimo, arriba el tujes y todo lo demás! De por vida.
 
Verano. La suavidad de la arena, la música de las olas son tan gratificantes como mostrar un trasero duro, sin flacidez, en la playa. ¿Te fijaste cómo se dan vuelta para mirarlo? Porque, sabemos, la cola y las lolas son las partes del cuerpo que a ellos les dan vueltas, más vueltas, en la cabeza.

Puede ocurrir que cuando te mires en el espejo te veas como un flan, te espantes y salgas
Un músculo muy fláccido y sin poder de contracción no es buen candidato.
corriendo a internarte en el gimnasio. Eso está bien. Pero ¿no pensaste que a tu cola quizás también le haga falta un buen lifting? Sí, los adelantos de la Cirugía Plástica nos ofrecen hoy la posibilidad de un lifting de glúteos. Fijáte de qué se trata.

¿Sos candidata?

La edad no importa. Hay jovencitas con glúteos grandes y fláccidos o mujeres de más de 50 años con buen cuerpo, tan bueno que sólo necesitan una pequeña ayuda en cuestiones de tensión.

Lo importante es, en cambio, la plasticidad de la piel. Eso lo determina el cirujano plástico en la primera consulta. El médico analiza la “elasticidad” de los tejidos, es decir, cuánto tarda  la piel en regresar a su lugar cuando se estira. Si la piel se acomoda rápido, hay suficiente plasticidad como para que la intervención de la que hablamos de los mejores resultados.
Se introduce un hilo quirúrgico, que permanecerá siempre en el cuerpo

El Dr. Diego Schavelzon, Director de Centros B&S, considera que un músculo muy fláccido y sin poder de contracción no es un buen candidato para este tratamiento. Por el contrario, si se logra la contracción y una elevación sin deformaciones, el lifting puede prometer un final soñado.

En definitiva, lo que el cirujano estudia es la tonicidad de la piel y las condiciones del músculo a fin de ayudarnos a pensar en expectativas viables. Porque el lifting de glúteos es una técnica, no una acción milagrosa. Constituye una alternativa para quienes no desean someterse a tratamientos con implantes que, si se elige y realiza bien, puede durar toda la vida, agrega Schavelzon. Es cuestión de estar en  buenas manos.

El paso a paso

El lifting de glúteos puede modificar la forma, el tamaño y/o el lugar o posición de la cola. En cuanto al tamaño, para aumentar el tujes (cola) convienen los implantes de glúteos. Para disminuirlo lo mejor es una Laserlipolisis. Y para mejorar la forma y la posición lo más adecuado son los hilos glúteos.
La intervención dura entre 40 y 60 minutos, aproximadamente, de acuerdo al caso. Lo primero que hace el cirujano, antes de aplicar los hilos quirúrgicos, es una marca en el nacimiento del pliegue del glúteo, en el punto troncal del hueso que sobresale en la cadera, a 1 centímetro del cóccix. Las marcas sirven para saber dónde se introducirá exactamente la aguja curva de fabricación especial, la forma que deben seguir los hilos y la tensión exacta que se les debe dar para levantar el músculo.

Se trabaja con un hilo quirúrgico –señala Schavelzon- que permanecerá siempre en el cuerpo. Es un hilo supervisado y aceptado por las autoridades sanitarias de todo el mundo. El cirujano introduce ese hilo en los músculos de los glúteos a través de una aguja curva, para tensionarlos y levantarlos, para darles la proyección deseada.
La pregunta del millón parece ser: ¿cuánto subir la cola? Lo suficiente como para estar en armonía con el entorno corporal.
El lifting de glúteos se realiza con anestesia local, con la asistencia de un anestesiólogo.
¿Riesgos? Ninguno si elegimos un profesional idóneo, experimentado, que trabaje con las condiciones higiénicas necesarias. De lo contrario podrían existir riesgos de infecciones o podría introducirse la aguja en forma inadecuada, afectando, ¡ay!, al nervio ciático.

La recuperación

Unas horas después de la intervención podés volver a tu casa. Es necesario usar una faja especial de compresión que ayuda a levantar los músculos, disminuye las molestias y reduce la inflamación.
Cuando el médico te lo indique, habrá que practicar ejercicios. ¿Cuáles? La rutina de glúteos: parada, extender las piernas hacia atrás y apoyar las manos en el respaldo de una silla. Bien apoyada, contraer los glúteos la mayor cantidad de veces que se pueda.
Contános después qué te dicen en la playa.
Envíanos tus consultas / comentarios:

nombre y apellido*

e-mail *
consulta*
los campos marcados con * son necesarios