» ellos también
Hombres
de pelos llevar
La alopecia andrógina, tal es el nombre científico de la calvicie, se puede solucionar, incluso para siempre, mediante la técnica de Micro Trasplante Capilar. El tratamiento se realiza con anestesia local, es ambulatorio y dura alrededor de tres horas. Enterate en qué consiste.
 

Es cierto que están de moda los hombres calvos. ¿Te gustan?  Y a ellos ¿les gusta estar con el cráneo al aire? ¿Es una elección? Para informarnos, Guía de Transformaciones Estéticas conversó con la Dra. Mónica Bluvstein, especialista en Micro Trasplante Capilar de Centros B&S.

Independientemente de las modas, la alopecia andrógina –tal es el nombre científico de la calvicie– se debe, en la gran mayoría de los hombres, a causas hereditarias.

El MTC consiste en “sembrar” en las zonas afectadas por la caída del cabello bulbos pilosos de la misma persona tomados de los lugares donde abunda

La Dra. Bluvstein nos cuenta que otro factor que tiene incidencia en la caída del cabello es el estrés. El estrés acelera la caída del cabello genéticamente programada. Sin embargo, no causa la caída del cabello en sí mima sin la intervención de genes y hormonas.

El asunto es: más allá de las modas, la calvicie es un problema que tiene solución. Y para siempre. Estamos hablando de la técnica de micro trasplante capilar. Veamos de qué se trata.

Los candidatos

La zona donante, en la parte posterior de la cabeza, debe tener cabello de buena calidad y en cantidad suficiente. Todos los colores y tipos de cabello son candidatos para el micro trasplante, pero el cabello oscuro ondulado es el que brinda una mayor densidad visual.
Si la caída del cabello es ocasionada por una enfermedad, anemia o carencia de vitaminas o minerales, se recomienda atender este problema antes de realizar transplantes. Una cuestión clave: vale saber que si el estado del cuero cabelludo donante no es saludable, el micro injerto no está indicado, agrega Bluvstein.

El micro injerto capilar

Esta intervención consiste en “sembrar” en las zonas afectadas por la caída del cabello bulbos pilosos de la misma persona tomados de los lugares donde abunda. Por lo general se retira una tira de cuero cabelludo de la zona de la nuca para colocar pelo en las entradas o de detrás de las orejas para las cejas, patillas o pestañas.

Para realizar esta cirugía se necesita un equipo de alrededor de seis personas –entre médicos y técnicos-, entrenadas especialmente para cada tarea: así algunos realizan la toma de la tira del cuero cabelludo de la zona dadora, otros trabajan con un microscopio especial llamado mantis para preparar tiritas de folículos, otros cortan los injertos para que estén en óptimas condiciones y otros realizan la colocación en el área receptora. 

Si la extensión de la zona calva es importante puede ser necesaria más de una sesión. Se suele colocar un promedio de unos cinco mil pelos en las zonas receptoras.

De acuerdo con el grado de calvicie pueden ser necesarias de una a tres intervenciones.

Con microscopios y lupas especiales, se separan las unidades foliculares que contienen de uno a cuatro pelos, esto permite resultados exactos a los naturales. Luego, estos micro injertos seleccionados por tamaño, se distribuyen “artísticamente” en la zona receptora.

La intervención se realiza con anestesia local, es ambulatoria (es posible regresar a casa ese mismo día) y dura alrededor de tres horas.

Al final, se coloca una vincha que sostiene un apósito en la región de la nuca que se retira al día siguiente, dejando el resto de la cabeza sin vendajes.
En un plazo de veinticuatro horas se forman pequeñas costras en cada injerto, que se desprenden espontáneamente en los siete o diez próximos días.

Habitualmente un alto porcentaje de los cabellos injertados se caen durante los primeros días, pero como el bulbo que está injertado dentro de los tejidos permanece vivo,  vuelven a crecer en unas seis a doce semanas después de la intervención. Y siguen creciendo toda la vida.

Luego de un breve período, el pelo de la zona reimplantada ya puede peinarse, cortarse y tratarse como cualquier cabello normal, prometen los especialistas.
De acuerdo al grado de calvicie pueden ser necesarias de una a tres intervenciones para lograr la densidad deseada.

¿Querés un chimento? El Dr. Guillermo Blugerman, Director de Centros B&S, se hizo un micro trasplante hace unos años y está contentísimo.

Envíanos tus consultas / comentarios:

nombre y apellido*

e-mail *
consulta*
los campos marcados con * son necesarios