» protagonistas
Fernando Castro es un hombre de lo más versátil: arquitecto, licenciado en administración de empresas, periodista, productor de televisión y ahora manager de Carmen Barbieri. Hace la Dieta B&S y nos cuenta cómo le va.
 

Fernando Castro, el actual representante de Carmen Barbieri, es un viejo amigo de Centros B&S. Años atrás se hizo una laserlipolisis en la panza y se aplicó Hilos Rusos para las arrugas. Hace menos de un mes comenzó la Dieta B&S y cuenta a Guía de Transformaciones Estéticas su experiencia.

Guía de Transformaciones Estéticas: Contanos tu experiencia con la Dieta B&S
Fernando Castro: Hace 20 días que la estoy  haciendo y ya bajé 6 kilos, con e 5 kilos menos me doy por satisfecho. Estoy contentísimo.

Al principio tenía mis dudas: si podría aguantar comiendo solo 500 calorías, si tendría hambre. Y no solo no tengo hambre sino que tampoco tengo ningún síntoma relacionado con el hambre: ni dolores de cabeza, ni falta de energía, ni baja presión, absolutamente nada. Como lo que el Dr Schale me indicó, las 500 calorías. Ayer, por ejemplo, cené media pechuga de pollo a la plancha y dos rodajas de calabaza asada, un plato de sopa de verduras y una manzana asada. Perfecto.

Cuando uno comienza la dieta tiene que preparase mentalmente, no existen los milagros. Hay que ser muy estricto. Por mi trabajo soy muy desordenado con las comidas, muchas veces no ceno, tomo una sopa y nada más. El Dr Schale me indicó que los dos primeros días comiera mucho, yo, la verdad, comí en forma normal.

Con la dieta B&S los resultados son tan inmediatos que te estimula a continuar

GdeTE: Tenés que aplicarte todos los días las inyecciones de HCG (Hormona Gonadotrofina Coriónica)
FC: El Dr Schale me explicó cómo hacerlo, cuando me dijo que yo tendría que aplicarme todos los días la inyección en la panza por poco me muero. Temía que tuvieran efectos colaterales o que me produjeran alguna alergia. Nada de eso ocurrió. Para aplicarme la primera inyección me encerré en el baño, veía la aguja y no me animaba a hacerlo, pensaba que era como clavarme un cuchillo. Me dije que no tenía que llamar a nadie porque era algo que tenía que hacer solo. Lo intenté como tres veces y finalmente lo hice y fue mucho menos complicado de lo que creía porque la aguja es muy chiquita, es más finita que un alfiler y entró con mucha facilidad. Cuanta más grasa tenés más fácilmente entra, a medida que vas adelgazando hay más músculo entonces hay que clavarla de otra manera.

GdeTE: ¿Cada cuánto ves al Dr Schale?
FC: Una vez a la semana, cuando voy a buscar las inyecciones.

GdeTE: ¿Seguís la dieta de modo estricto?
FC: Sí, una sola vez en estos veinte días me fui de la dieta porque comí media tabletita de un chocolate que me habían regalado.

GdeTE: ¿Has hecho otras dietas, cómo te fue?
FC: Yo tengo siempre problemas de sobrepeso. Una vez fui a una nutricionista, bajé de peso pero no logré mantenerme, que es lo más difícil. Además con las otras dietas se baja muy despacio: si en un mes adelgazás 1 kilo y tenés que bajar 5 se hace muy largo y el esfuerzo demasiado grande: tengo que pasar cinco largos meses a régimen… De solo pensarlo me dan ganas de comer, al menos un paquete de galletitas. Por otra parte, me pasa que muchas veces me relajo y engordo. Comer también es un escape.

No solo no tengo hambre sino que tampoco tengo ni dolores de cabeza, ni falta de energía

Para hacer una dieta uno necesita un empujón grande. Con la dieta B&S los resultados son tan inmediatos que te estimula a continuar, la gente te ve mejor: es un gran empujón. Ahora bajo rápido y luego viene el mantenimiento, que en realidad es toda la vida. Estoy muy contento, ya se la recomendé a mis amigos.

Envíanos tus consultas / comentarios:

nombre y apellido*

e-mail *
consulta*
los campos marcados con * son necesarios